Cómo conservar el queso azul de El Cabriteru

Conservar queso azul. Condiciones de conservación del queso azul de El Cabriteru

Cómo conservar el queso azul. Lo cierto es que las técnicas de conservación del queso azul son múltiples y variadas. Ni siquiera hay una forma estandarizada de cómo hacerlo. En muchos casos, estas técnicas de conservación dependerán del consejo del vendedor o simplemente, del uso y costumbre del consumidor.

Dicho esto, y teniendo en cuenta que probablemente hayas adquirido el queso en una escapada por Asturias o estando de vacaciones, nuestra sugerencia particular para conservar el queso azul es comprarlo envasado al vacío y quitarle el envase llegado al punto de destino.

Es importante tener en cuenta que si el viaje ha sido largo y observamos que el queso ha soltado suero dentro del envase plástico, es preferible guardarlo en el frigorífico durante dos o tres horas antes de retirarle el envoltorio.

Lo que conseguiremos con este pequeño truco es que el queso “recupere” algo de lo perdido durante el transporte.

Recuerda que lo ideal sería adquirirlo, únicamente, con su embalaje original. 
Este queso azul es un producto vivo, elaborado con leche cruda, de modo que el empaque no debe impedir su continuo proceso de maduración.

 

Recomendaciones para conservar el queso azul

conservación del queso azul en frigorífico Lo más recomendable para que nuestro queso azul conserve intactas sus cualidades organolépticas es guardar las piezas en el frigorífico dentro de un envase o recipiente, preferentemente de cristal, y que tenga cierre al vacío.

La opción de cubrirlo con un paño de algodón húmedo es la preferencia tradicional de la zona. Sin embargo, debemos recordar que el paño debe estar humedecido de forma constante y exige una cuidadosa higiene en la manipulación con el fin de conservar las condiciones sanitarias del queso.

  • Si lo dejamos sin refrigerar durante mucho tiempo y la temperatura ambiente es medianamente alta, el queso sudará, soltará suero y empeorará su sabor.  ✖️
  • Si se refrigera sin la protección del recipiente adecuado, el queso se secará perdiendo cremosidad y sería una pena. ✖️
  • Con el fin de apreciar mejor todas sus cualidades de olor y sabor, es aconsejable dejarlo a temperatura ambiente durante unos quince minutos antes de su consumo. Recuerda que de lo que se trata es de que pierda el frío sin llegar a calentarse* ✔️

*esta recomendación variará en función de la época del año y  de dónde nos encontremos, pues no será igual la temperatura ambiente de Asturias, que la de Madrid, Sevilla o Tenerife.

¡Buen provecho!

IR A LA TIENDA